El Defensor del Pueblo

Como ya sabéis escribimos al defensor del pueblo para que tuviera en consideración el asunto de los carnets de conducir. Pues bien, seguro que todos habréis recibido una carta de contestación que nos da esperanzas para ganar esta batalla.

Como se dice siempre: “el que no llora, no mama”. A ver si en esta ocasión podemos ganar la guerra con los centros de examen e imponer la lógica libre competencia, sin competencia desleal.

 

Podéis descargaros el escrito en la sección privada.